Ajuntament de Portell

El Ayuntamiento pide al obispado la cesión de la Casa Abadía que está en estado de ruina

Portell

El alcalde de Portell, Álvaro Ferrer, ha manifestado su malestar con el ecónomo del obispado de Tortosa, por el estado ruinoso que presenta la Casa Abadía de la localidad. De hecho, el consistorio ya ha iniciado los trámites para declarar esta edificación como "ruina", por lo que el obispado se tendrá que hacer cargo de los gastos de derribo paracial o reparación, ya que parte de la vivienda se encuentra dentro del recinto amurallado, que está declarado como Bien de Interés Cultural. Álvaro Ferrer ha incidido en que el consistorio no quería llegar a este punto, pero el obispado le ha obligado "porque el ecónomo mi coge el teléfono ni nos responde a cartas certificadas. Es grave porque existe un preacuerdo firmado por el párroco de Portell y el Ayuntamiento en el que nos comprometiamos a rehabilitar la vivienda, construir un piso para el cura-párroco y recuperar un edificio que está en ruina". A cambio el obispado debía ceder el edificio al Ayuntamiento de Portell.

Todo está plasmado en un documento que, si bien contaba con la aprobación del párroco que había en ese momento en Portell, nunca ha llegado a firmar definitivamente el obispado. De hecho, el documento ha estado a punto de firmarse pero, según Álvaro Ferrer "a última hora desde el obispado querían cambiar algunos flecos y todo se ha retrasado". Lo cierto es que el edificio está en un lamentable estado. Hay grietas que amenazan con la ruina total. Una de estas grietas, la más visible, se encuentran en lo que un día fue la torre de homenaje de la muralla de Portell. Además los balcones de la vivienda están rotos y la madera de las vigas que sostienen la estructura también está carcomida. El alcalde de Portell cree que la solución propuesta por el Ayuntamiento es ventajosa. "Si nos ceden el edificio les habilitamos una vivienda para el párroco. Ahora no dispone de ella porque la torre y la casa están en ruina".
Al declararse el edificio en ruina deberá ser el obispado el que se haga cargo de los gastos de reparación o derribo de las partes en mal estado, aunque la torre del homenaje deberá ser restaurada.

-Compromiso con la iglesia

La falta de respuesta del obispado de Tortosa llega cuando la Fundación Blasco de Alagón va a iniciar la rehabilitación del tejado de la sacristía de la iglesia parroquial. El alcalde de Portell considera que el compromiso con la iglesia para recuperar su patrimonio por parte de entidades públicas y administraciones "es notable, por lo que no entendemos esta actitud respecto a la casa abadía"

Lu Ma Mi Ju Vi Do
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30
 
31
 
 
 
 
 
Portal desarrollado con Drupal